Turismo en Chubut , Argentina
Buscar Informacíon
Información general del país
 
   Comodoro Rivadavia
   Esquel
   Gaiman
  Pto.Madryn- Piramide
   Sarmiento 
   Trelew-Rawson
   Trevelín
 
   4 x 4
   Actividades Aereas
   Actividades Náuticas
   Cabalgatas
   Caminatas 
   Caza
   Pesca
   Montañismo
   Mountain Bike
   Parapente
   Rafting
   Sauna-Spa
   Trekking
 
   Campos de Golf
   Pistas de Esquí
   Vinos Argentinos
   Tursimo Rural
   El Tango  
   Trenes Turísticos
   Edificios Jesuitas
   Parques Nacionales
 
 
Una visita por Aluar










 
Esta es una visita a una planta modelo de procesamiento de aluminio, es el mayor procesador de aluminio de la Argentina
 
El año 1966 se formó la Comisión Permanente de Desarrollo de Metales Livianos promovida por la Fuerza Aérea, ante la importancia del aluminio como insumo básico de la industria aeronáutica. Puerto Madryn reunía varios factores positivos para emplazar la empresa: agua del río Chubut, yacimientos minerales de insumos complementarios, energía de represa hidroeléctrica regional y puerto de aguas profundas para recibir la alúmina de Australia.En casi 2 años, se construyó la planta de 150.000 m2, el muelle, el acueducto, con un caudal de 18.000 m3/día, se edificaron barrios para el personal y generaron industrias conexas. Todo con el apoyo del gobierno nacional y el chubutense. En 1974 inicia la producción. Emplea 1.150 obreros y empleados, 110 profesionales y 70 técnicos de alto nivel. La represa hidroeléctrica de Futaleufú (a 50 km de Esquel), con 2.500 megavatios/hora anuales, trae energía en dos líneas de alta tensión de 500 km. Aluar consume el 75 %. En 1978 se llegó a producir el total de la capacidad instalada: 140.000 toneladas al año.
 
El proceso de fabricación
  
Desembarco de Alúmina: ensilaje en el Muelle Almirante Storni. Este cuenta con una enorme grúa y cinta transportadora hasta llegar a los silos de almacenaje.


Electrólisis
: la alúmina, polvo blanco y fino (óxido de aluminio) extraído de la bauxita, pasa a salas de electrólisis por 4 enormes edificios. Vertido en cubas, el polvo pasa por un baño electrolítico, poderosa corriente eléctrica continua que penetra a través de ánodos (de carbón coque) y sale por cátodos, en el fondo de la cuba. Se usan 500 kg de ánodos por tonelada de aluminio. La alúmina se descompone, libera oxígeno y anhídrido carbónico, combina con el carbón del ánodo.
El aluminio puro se deposita en los cátodos.


Fundición el aluminio: pasa a hornos de fundición, donde es licuado a altas temperaturas. Por succión es trasladado a las lingoteras: donde se moldea en lingotes (para fundición), en barras cilíndricas (para extrusión), o en placas (para laminación)