Turismo aventura en Argentina
Buscar en el sitio
Información general del país
Salta - Salta
Como llegar al lugar
Donde dormir en el lugar
Donde comer en el lugar
Servicios turísticos
Otros servicios
   4 x 4
   Actividades Aereas
   Actividades Náuticas
   Cabalgatas
   Caminatas 
   Caza
   Pesca
   Montañismo
   Mountain Bike
   Parapente
   Rafting
   Sauna-Spa
   Trekking
 
   Capital Federal
   Buenos Aires
   Córdoba
   Santa Fé
   San Luis 
   Santiago del Estero
   Mendoza
   San Juan
   La Rioja
   Entre Ríos
   Corrientes
   Misiones
   Formosa
   Chaco
   Jujuy
   Salta
   Catamarca
   Tucumán
   La Pampa
   Chubut
   Neuquén
   Río Negro
   Santa Cruz
   Tierra del Fuego
 
   Campos de Golf
   Pistas de Esquí
   Vinos Argentinos
   Tursimo Rural
   El Tango  
   Trenes Turísticos
   Edificios Jesuitas
   Parques Nacionales
 
A caballo por Salta, la mejor manera de conocer el Noroeste

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Una buena excusa para visitar la provincia de Salta es la posibilidad siempre abierta de recorrerla a ras del suelo.

 

Eso sí, sin la voz de estridentes guías turísticos retumbando en un bus que atraviesa a toda velocidad (y con las ventanas cerradas) un punto de la geografía que quisiéramos durara para siempre. ¿Por qué estoy aquí y no allá? - solemos preguntarnos mientras el hombre del tour vocifera etimologías indígenas probablemente inventadas y señala a través del vidrio parajes montañosos de un cromatismo sobrenatural.

Para mostrar ese costado de Salta (la provincia del Noroeste que limita con Chile, Paraguay y Bolivia) que permanece oculto en los circuitos institucionalizados, las cabalgatas que organizan distintos baqueanos (conocedores del terreno) sirven como pocas otras actividades. Nosotros recomendamos los paseos a caballo de Hernán Uriburu, famosos en la provincia.

Tienen un nivel de exigencia algo particular: nunca duran menos de tres días (un viaje largo puede durar hasta 9). En función de tus expectativas, puedes indicar cuál de las cinco zonas que recorre el señor Uriburu quieres atravesar. Esa es una de las originalidades del método de este baqueano.

Según cuál sea tu objetivo con respecto a la cabalgata, diseña un recorrido para ti. Así, los atractivos de tu marcha pueden consistir en el avistaje de cóndores, la visita a artesanos, los diferentes ecosistemas, los usos y costumbres de los montañeses, las pinturas rupestres o simplemente en tiempo para meditar.

En función del objetivo del viaje, el presupuesto, la edad y el tiempo disponible, se desarrolla el plan de actividades para el que no existe un número mínimo ni máximo de participantes. Las expediciones se llevan a cabo con caballos o mulas de trabajo criados en la zona de destino y conocen, por tanto, a la perfección los mínimos detalles del camino.

Este se despliega a lo largo de sendas utilizadas por la gente del lugar, la misma que acompaña en calidad de asistente cada travesía y ofrece sus casas a modo de puestos en los que se pernocta durante el recorrido.

Los precios de las cabalgatas incluyen caballos o mulas, montura y alforjas, cuatro comidas diarias, puestos de pernocte y traslado a la ciudad de Salta.

Si lo que quieres es simplemente admirar la vista, la más atractiva de las zonas visitadas es la de Valle Encantado, que atraviesa un hermoso Parque Nacional. Enclavado en una formación geológica muy particular, muestra formas caprichosas cinceladas a partir de una milenaria y constante erosión de las piedras, y posee un microclima especial.

La fauna y flora del Parque son absolutamente únicos: el gran pájaro andino de las alturas, el cóndor, es solo una pequeña parte.

También hay pinturas rupestres y muchas cuevas, de cuya existencia apenas te enteras en los tours oficiales. La reserva brinda asimismo la posibilidad de emprender caminos de trekking (de seis horas de duración) hasta El Maray , es un paseo imperdible.

No esperes de este viaje lujo ni comodidad, ni oír sonar un teléfono. De hecho, los celulares quedan abandonados junto con la mayoría de las cosas que hayas llevado. La alforja en la que trasladarás tus pertenencias admite solo una muda de ropa. Y un cepillo de dientes. Este desapego forzoso puede parecer antipático en un principio, pero antes de concluir el primer día comprenderás que todo lo necesario está en el paisaje y no en tu alforja.

Viajoporargentina - Información turística sobre la República Argentina
© 2003- Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 527292 Ley 11723